BIOSEGURIDAD

Universidad del Atlántico Laboratorio Microbiología Laboratorio 1. Normas de Bioseguridad en el Laboratorio. Adriana G

Views 9 Downloads 0 File size 114KB

Report DMCA / Copyright

DOWNLOAD FILE

Recommend stories

Citation preview

Universidad del Atlántico

Laboratorio Microbiología

Laboratorio 1. Normas de Bioseguridad en el Laboratorio. Adriana Gabalan1, María Pertuz1, Carlos Grimaldo1, Miguel Rolong1, Camilo Porras 1. 1 Estudiantes Lic. Biología y Química, Grupo 19 semestre 8.

Resumen Los laboratorios microbiológicos conforman ambientes de trabajos particulares y únicos, los cuales se encuentran totalmente expuestos a patógenos y microorganismos, generando riesgos de enfermedades infecciosas a las personas que se encuentren cerca o en él propiamente. Es por ello que al momento de ingresar a un laboratorio debemos conocer cuáles son las normas de bioseguridad a seguir en el laboratorio con el fin de minimizar el riesgo de exposición y evitar que se presenten accidentes de trabajos los cuales pueden afectar tanto a las personas como al medio. En este informe el principal objetivo es dar a conocer de manera general la gran importancia de la bioseguridad en los laboratorios en especial a los que manejan material biológico infeccioso. Palabras Clave: Bioseguridad, Riesgo, Niveles de bioseguridad, infección.

Introducción La existencia de patógenos peligrosos para el ser humano no es algo nuevo, se han venido realizando diversos estudios comprobando que la mayoría de infecciones han sido contraídas del laboratorio. Por esta razón se crearon medidas de bioseguridad que deben tomarse en cuenta en la práctica laboral, estas ya fueron establecidas por organismos nacionales e internacionales y deben ser seguidas a plenitud. A pesar de ello, y por falta de conocimiento del riesgo en el manejo del material contaminado, del tipo de muestra que se procesa o de las medidas de bioseguridad que se deben seguir, así como la falta de un equipo de protección adecuado, condiciones laborales inhóspitas y un incorrecto desecho del

material infeccioso, se presentan accidentes de trabajo. Cada laboratorio tiene la obligación de desarrollar o adoptar un manual de bioseguridad, el cual sirva como guía para identificar los riesgos con los cuales se encontrarán o que se puedan producir en el laboratorio. En bioseguridad el término “contención” se utiliza para describir métodos seguros para manejar materiales infecciosos en el medio ambiente del laboratorio donde son manipulados o conservados. El objetivo de la contención es reducir o eliminar la exposición de quienes trabajan en laboratorios u otras personas, y del medio ambiente externo a agentes potencialmente peligrosos. El elemento más importante de la contención es el cumplimiento estricto de las prácticas y técnicas microbiológicas estándar. Las personas que trabajan con agentes infecciosos o materiales potencialmente infectados deben conocer los riesgos potenciales, y también deben estar capacitados y ser expertos en las prácticas y técnicas requeridas para manipular dichos materiales en forma segura. El director o la persona a cargo del laboratorio es responsable de brindar u organizar la capacitación adecuada del personal.

Materiales y métodos Computador, diapositivas, plataforma virtual (meet). Para llevar a cabo la presente experiencia, se tuvo en cuenta el siguiente procedimiento: a través de la plataforma virtual meet se realizó un video conferencia e tiempo presente, en el cual la profesora mediante diapositivas (las cuales contenían información sobre bioseguridad en el laboratorio) explico todo lo referente al tema ya mencionado. En primera instancia procedió a hablar sobre los riesgos que se corren en el laboratorio y los accidentes que pueden ocurrir, luego expuso las normas de bioseguridad, seguido a esto mediante imágenes proyectadas a través de su computador explico las barreras de seguridad y su importancia, más tarde hablo sobre los pictogramas indicadores de riesgo, los cuales fueron mostrados a través de la pantalla, finalmente explico sobre los medios de eliminación de material contaminado proyectando las imágenes de

estos a través de la pantalla, también enfatizo en la importancia de todo lo anteriormente mencionado. Resultados y discusión 1.

¿Pasteurización es sinónimo de esterilización? Diga en qué casos se aplica la Pasteurización. Fundamente la respuesta. Pasteurización NO es sinónimo de esterilización, porque no destruye a todos los microorganismos ni elimina todas las células de microorganismos termofílicos. La pasteurización o pasterización, es el proceso térmico realizado a líquidos con el objetivo de reducir los agentes patógenos que puedan contener: bacterias, protozoos, mohos y levaduras, etc. El proceso de calentamiento recibe el nombre de su descubridor, el científico-químico francés Louis Pasteur. En la pasteurización se emplea temperaturas inferiores a 100º C, suficientes para destruir las formas vegetativas de un buen número de microorganismos patógenos y saprofitos. Las bacterias esporuladas y otras denominadas termodúricas resisten, normalmente, a este proceso. La pasteurización se puede aplicar en alimentos, por ejemplo, en la leche y el zumo. En el caso de la leche, esta posee un pH superior a 4,5. Por tanto, es necesario el uso de temperaturas más severas para alargar su vida útil. No obstante, pueden aplicarse también temperaturas más suaves, pero su vida útil menguará. Si se lleva a cabo la pasteurización a temperaturas más bajas, su vida útil puede llegar a ser de dos a tres semanas mientras que la que se procesa mediante la pasteurización UHT, su vida útil aumenta más de cuatro meses, incluso puede almacenarse sin refrigeración. Por el lado de los zumos, la pasteurización es muy efectiva ya que posee un pH ácido y este medio ya limita el crecimiento de diferentes tipos de patógenos, sobre todo de los microorganismos esporulados, los más resistentes a las altas temperaturas. De esta manera, pueden aplicarse temperaturas más suaves y evitar posibles pérdidas organolépticas. Los

zumos se pasteurizan a unos 70ºC durante 30 minutos, aunque la temperatura final va en función del pH del alimento. 2.

Defina los siguientes términos: Desinfectante, germicida, microbiostático, antiséptico, higienizante. Desinfectante: Los desinfectantes son sustancias que se emplean para destruir los microorganismos o inhibir su desarrollo, y que ejercen su acción sobre una superficie inerte u objeto inanimado. Los desinfectantes se usan a concentraciones que pueden tener efectos tóxicos o irritantes sobre los organismos vivos; por ello, se utilizan sobre materiales y no deben emplearse sobre la piel o mucosas. Los desinfectantes también se aplican sobre objetos para evitar su infección. Germicida: Cualquier sustancia o proceso que destruye gérmenes (bacterias, virus u otros microbios que pueden causar infecciones o enfermedades). También se llama microbicida. Microbiostático:

sustancias

que

inhiben

el

crecimiento

de

microorganismos (bacteriostáticos, fungistáticos, etc.) Antiséptico: Sustancia que previene o impide el crecimiento o acción de los microorganismos por inhibición de su actividad o por destrucción del mismo. Este término se emplea específicamente para las preparaciones aplicadas tópicamente sobre los tejidos vivos, (piel y mucosas). El uso de estos agentes químicos está basado en la acción que tienen los mismos para inhibir pero no necesariamente para destruir los microorganismos, pues al actuar sobre los tejidos vivos se admite la presencia de algunos agentes biológicos, sobre todo aquellos que

forman parte de la flora normal residente del cuerpo humano. Higienizante: Destrucción o eliminación de patógenos. Se consigue la destrucción total de microorganismos patógenos. 3.

¿Qué métodos físicos se utilizan para esterilizar medios de cultivo o soluciones inestables al calor? Esterilización por calor: El calor desnaturaliza estructuras y macromoléculas

(membranas,

proteínas,

etc.).

Todos

los

microorganismos son susceptibles a la acción del calor. Su sensibilidad varía con la especie y con el estado en que se encuentren. Calor húmedo: los materiales húmedos conducen mejor el calor que los secos: el agua tiene mayor coeficiente de transferencia de calor que el aire. Por eso el vapor de agua es más eficaz que el calor seco matando a los microorganismos. Así la esterilización en presencia de vapor de agua requiere menos temperatura y tiempo que sin agua. Tindalización: El material se calienta a 80-100º durante 30 minutos, en días sucesivos, con periodos de incubación entre ellos. De esta manera se destruyen las células vegetativas pero no las endosporas termorresistentes. Pasteurización:

Es

un

método

que

reduce

la

cantidad

de

microorganismos viables. No es un método de esterilización pues no destruye esporas bacterianas. Es utilizada en la industria alimentaria. Hay dos tipos de tratamiento: la pasteurización a baja temperatura y mayor tiempo (63ºC/30 minuto) y la pasteurización a alta temperatura y corto tiempo (72ºC/15 segundo).

Calor seco: Su acción letal se debe a la oxidación de componentes celulares. El aire es mal conductor del calor y el aire caliente entra más lentamente que el vapor en los materiales. Por ello se requiere más temperatura y tiempo de exposición que en la esterilización con calor húmedo. Puede utilizarse mediante flameado (incineración) o con hornos de aire caliente. 4.

Consulte ¿Cómo se realiza el control del proceso de esterilización?

Los controles de esterilización son importantes para comprobar el funcionamiento correcto de cualquier método de esterilización. Esto es debido a la importancia del uso de material esterilizado y a la problemática que supondría para la salud si dicho material estuviese contaminado a causa de un proceso de esterilización incorrecto. Para certificar la calidad del proceso, y el resultado de la esterilización, se emplean controles de esterilización de diversos tipos: Físicos: Los controles físicos consisten en un registro del ciclo que documenta que se ha alcanzado la presión, temperatura y tiempo adecuados, siendo elementos tales como: termómetros, manómetros, sensores de carga, entre otros. Si se aprecia alguna anomalía en estos parámetros la carga no puede ser considerada estéril, por lo que a pesar de ser de utilidad no son un medio eficaz de comprobar la esterilización. Deben realizarse todos los días y en todos los ciclos, al inicio, en su transcurso y al finalizar el ciclo. Químicos: Los controles químicos se realizan comúnmente mediante productos comerciales, consistentes en sustancias químicas que cambian de color si se cumple uno o varios elementos clave (temperatura, humedad, presión, concentración del agente esterilizante) en el proceso de esterilización. Al igual que los anteriores no garantizan que el equipo esté realizando una esterilización

efectiva, aunque sí garantizan el funcionamiento del mismo, ya que reaccionan al alcanzarse dichos parámetros. Son diferentes de acuerdo al proceso de esterilización utilizado (calor seco, húmedo, gas). – Controles químicos externos: se colocan en el exterior del paquete o de los elementos a esterilizar y sirven para comprobar si el material fue sometido a un ciclo de esterilización o no. – Controles químicos internos: Se colocan en el interior del paquete. En ciclos de calor seco estos indicadores cambian de color a una determinada temperatura y tras cierto tiempo, mientras que para ciclos de calor húmedo se emplean indicadores de temperatura y vapor. Ambos tipos deben ser colocados en cada paquete. También existen controles químicos de funcionamiento para autoclaves como el Bowie y Dick, que consiste en ubicar una lámina de control en el centro de un paquete textil estándar, para detectar la penetración del vapor en el interior del paquete. Se realiza siempre en las mismas condiciones: primer ciclo del día, cámara vacía, el paquete es situado en la zona más fría (anteroinferior, sobre la llave de purgado), en horizontal, a 134ºC durante 210 segundos. El indicador debe cambiar de manera uniforme y en toda su longitud. Biológicos: Los controles biológicos son los únicos universalmente aceptados y sirven para verificar la eficacia de la esterilización. Consisten en preparaciones estandarizadas de esporas de microorganismos muy resistentes, que son procesadas en el esterilizador para comprobar si se han destruido o no y, por tanto, si se ha llevado a cabo o no el proceso de esterilización. Utilizan dos tipos de esporas: Bacillus stearotermophilus (para los procesos de esterilización con vapor de agua o con vapores químicos) y Bacillus subtilis (para los procesos con óxido de etileno o con calor seco), que se comercializan sobre tiras de papel o discos. Tras el proceso de esterilización se incuban durante 24-48 horas y, posteriormente, en el caso de que haya esporas vivas éstas volverán a su

forma vegetativa, y se reproducirán teniendo lugar un crecimiento bacteriano que será detectable por la aparición de turbidez o por la modificación de color en el medio de cultivo, lo que pondrá de manifiesto un fallo en la esterilización. También están disponibles en el mercado indicadores biológicos de lectura rápida, en forma de ampollas que contienen un medio de cultivo inoculado con las mismas esporas, el cual además contiene un substrato no fluorescente que por la acción de la enzima del Bacillus stearotermophilus se transforma, al cabo de 3 horas de incubación, en un producto fluorescente.

5. ¿Qué método de esterilización se recomienda para materiales termolábiles? Cite ejemplos Se utiliza el método de filtración. En esta se utilizan membranas filtrantes con poros de un tamaño determinado. El tamaño del poro dependerá del uso al que se va a someter la muestra. La filtración se utiliza para muestras deosas o termolábiles. Se usa para esterilizar aceites, algunos tipos de pomadas y soluciones oftálmicas. Ejemplo. Óxido de etileno: es un poderoso agente esterilizante gaseoso de acción lenta, inflamable cuando aparece en concentraciones iguales o superiores al 3 %, y altamente tóxico cuando es ingerido o inhalado (mutágeno y carcinógeno). Se utiliza en la industria de productos médicos y odontológicos para esterilizar productos termolábiles como plástico, drogas, equipamiento electrónico, etc. La razón de su uso es la capacidad que tiene de esterilizar a temperatura ambiente. Su poder de penetración es alto. A este gas son permeables el polietileno, el nailon y el celofán, por lo que se usan como embalajes. Se emplea en cámaras parecidas a autoclave.

Conclusiones El trabajo en el laboratorio de microbiología implica riesgos para el personal que está en contacto con material biológico-infeccioso. Los laboratorios de estas características, por ende, son sitios donde el concepto de bioseguridad debe formar parte de la vida diaria de cada persona. Las medidas de bioseguridad deben estar claramente definidas en un manual y deben ser conocidas y estar al alcance de la mano de todos, en nuestro semestre que veremos el laboratorio de microbiología desde un enfoque virtual por la actual pandemia por la que se han tomado medidas de confinamiento, se hace necesario conocer las normas establecidas para el uso adecuado de este espacio de conocimiento científico ya que como docentes en formación seremos los guías para nuestros estudiante en el aula escolar. Los principales aspectos a tener en cuenta serian: las características de cada nivel de bioseguridad, las medidas en caso de accidentes y el manejo de desechos biológico-infecciosos. Por lo tanto, estos laboratorios requieren prevención de bioseguridad y el uso de estrategias adecuadas para proteger la salud de los que participan en él; concientizando y sensibilizando sobre nuestra conducta en un campo de estudio como este. Por otra parte también es importante tener en cuenta no solo las peculiaridades que caracterizan a estos riesgos químicos, físicos, biológicos o de cualquier otro tipo, sino aquellos que dependen del humano, y de las condiciones ambientales en que este interacciona dentro del propio contexto del laboratorio y de las acciones que debe desarrollar, sobre la base, incluso de su personalidad, conflictos y/o problemas familiares, personales y de condiciones materiales y espirituales que rodean a ese sujeto, que en su esencia es bio-psico-social.

Bibliografía

1. Jonathan Y. Richmond; Robert W. McKinney . Bioseguridad en laboratorios de microbiología y biomedicina. [Internet]. 4 th edition [citado 26 de mayo de 2020].Disponible

en:

https://www.uib.cat/digitalAssets/195/195210_cdc_bmbl_4.pdf.

2. Lara-Villegas, Humberto H.; Ayala-Núñez, Nilda Vanesa; Rodríguez-Padilla, Cristina Bioseguridad en el laboratorio: medidas importantes para el trabajo seguro Bioquimia, vol. 33, núm. [ 2, abril-junio, 2008, citado 26 de mayo de 2020 ] pp.

59-70.

Disponible

en:

https://www.redalyc.org/articulo.oa?

id=57611111003

3. Zolia-Lopez, Michelle G.; Definiciones básicas relacionadas con la esterilización. Esterilización y bioseguridad. Tema 5. 2013 – 2014, Universidad Virtual de Salud, Facultad Ciencias Básicas.

4. Jhanet – Gómez, Danny A.; Manual de laboratorio de Microbiología. Universidad del Valle, Facultad de Ingenieras. 2010

5. Carmona V. F., Astudillo H. M., Barona T. G., Daza G. L. H. Manual de Bacteriología Especial. UNIVALLE. 2002

6.

 Weng Alemán Z. Riesgos en los laboratorios: consideraciones para su prevención. Hig Sanid Ambient. 2005 [citado 29 mayo 2020]; 5: 132-7. Disponible 

en: http://www.salud-publica.es/index.php?

seccion=5&subseccion=5&anio=2005

7. Huasong Peng, Muhammad Bilal, Hafiz M. N. Iqbal,Improved Biosafety and Biosecurity Measures and/or Strategies to Tackle Laboratory-Acquired Infections and Related Risks (Internet) Published: 29 November 2018 citado el 29 de mayo de 2020. file:///C:/ijerph-15-02697.pdf